Sala de Prensa
Usted está en:  Portada  > Sala de Prensa
Miércoles, 20 de marzo de 2019 
Canciller Ampuero asistió a la Cámara de Diputados para referirse al CPTPP
“Es un eje central de nuestra proyección económica y comercial hacia la cuenca del Pacífico”
Comparte :

Imagen foto_00000003

El Ministro de Relaciones Exteriores, Roberto Ampuero, asistió hoy a la Cámara de Diputados para referirse al Proyecto de Acuerdo que aprueba el Tratado Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (CPTPP, por sus siglas en inglés), tratado de integración económica plurilateral suscrito por Australia, Brunei Darussalam, Canadá, Chile, Malasia, México, Japón, Nueva Zelandia, Perú, Singapur y Vietnam.

En su discurso, el Ministro afirmó que el CPTPP "es un eje central de nuestra proyección económica y comercial hacia la cuenca del Pacífico, región determinante para nuestra inserción global en las próximas décadas, además de reflejar una serie de principios que rigen nuestra política exterior, como son la integración regional, la apertura económica y la promoción del multilateralismo".

En ese sentido, explicó que, además de "buscar avanzar en la liberalización comercial, persigue ser motor de un crecimiento inclusivo". Al respecto, agregó que "Chile es un país de 18 millones de habitantes, por lo cual la inserción económica internacional ha sido y va a seguir siendo un componente importante de nuestra estrategia de crecimiento y desarrollo".

El Ministro indicó que el CPTPP "se trata del bloque de integración más grande del Asia-Pacífico", ya que sus miembros "representan el 13% del PIB mundial y concentran el 16% de todas nuestras exportaciones". "El CPTPP permitirá mejorar el acceso a los mercados de nuestros productos en Japón, Canadá, Malasia y Vietnam, para aproximadamente 3.100 nuevos productos chilenos que no están incorporados. Estamos hablando, por lo tanto, de puestos de trabajo, de condiciones de vida, de mejores salarios, de mayores exportaciones para Chile", complementó.

Imagen foto_00000001

Asimismo, destacó que "es un acuerdo de última generación", ya que "establece estándares y disciplinas acordes con la realidad del comercio actual". Dentro de esos elementos, resaltó el compromiso con el comercio inclusivo, ya que reafirma la importancia de la promoción de la responsabilidad social corporativa, la identidad y la diversidad cultural, la protección y la conservación ambiental, la protección de los derechos básicos del trabajo, la igualdad de género y el desarrollo sostenible, así como la importancia del derecho a regular en beneficio del interés público.

También señaló que "es el primer acuerdo comercial que contiene un capítulo especialmente dedicado al desarrollo. En este las partes reafirman su compromiso de promover y fortalecer un comercio abierto, que buscará mejorar el bienestar de la población y reducir la pobreza, elevar el nivel de vida y crear nuevas oportunidades de empleo".

El Canciller, además, recordó que el acuerdo fue suscrito el 8 de marzo de 2018, bajo la administración anterior. En ese sentido, dijo que "lo que esperamos es que consciente y consecuente con esto y también consciente de la importancia de lo que es una política de Estado en política exterior, esos sectores que estaban junto a este proyecto voten también de acuerdo a aquello que prometieron, que defendieron, que impulsaron y que firmaron en aquel momento".